BookStyle | Guía de lujo en Barcelona y Madrid
       

elBulliFoundation. Fusión de partículas.

Enero 2013 | ¿Ya conocías a...? | Barcelona - Madrid

Bajo el lema “libertad para crear”, el hasta ahora sólo cocinero Ferran Adrià quiere dar una nueva vuelta de tuerca a su imaginativa y revolucionaria forma de entender el proceso creativo de la cocina.
El aclamado chef prepara la apertura de elBulliFoundation
El Bulli Foundation
El Bulli Foundation
El Bulli Foundation

 

elBulliFoundation. Una nueva forma de crear en un nuevo espacio, ubicado en el mismo lugar que ocupó elBulli, mucho más amplio y totalmente innovador desde el punto de vista arquitectónico.

Libertad para crear
Bajo el lema “libertad para crear”, el objetivo de elBulliFoundation es doble: ser el  contenedor de todos los documentos, libros y objetos creados y generados por el elBullirestaurant, tanto a nivel físico como digital, y ser un centro de creatividad, lejos de las tradicionales escuelas de cocina, desde el que se compartirán ideas y hallazgos a través de internet. Eso sí, sin horarios, sin reservas y sin rutinas, pero con disciplina.

El cocinero de las partículas, el que introdujo el nitrógeno en sus creaciones y año a año sorprendió a propios y extraños, encontró la horma de su zapato en el arquitecto Enric Ruiz-Geli. Un activista de la sostenibiliad que, a través de un complejo y sofisticado sistema, estudia las partículas del paisaje y de los objetos que 
componen el lugar en el que se instalan sus proyectos. Y que también utiliza el nitrógeno como sistema de refrigeración. “Con elBulli-Foundation hemos hecho una tesis”, señala el arquitecto, que ve en este proyecto, ubicado en pleno Parc Natural del Cap de Creus, la posibilidad de desarrollar al completo su concepción de arquitectura verde, “empática con el entorno, sostenible y ecológica”. Adrià quería que elBulliFoundation fuera el primer centro mundial 100% sostenible, un smartgrid. El arquitecto se propone cumplir ese deseo y “ser un modelo a nivel mundial”.


Goce emocional
El impacto, el goce emocional de la cocina de Adrià se trasladará a la arquitectura y a  un conjunto de espacios para pensar, imaginar, crear, experimentar, leer, compartir y descansar. Tejas que simulan caparazones de tortuga; materiales que acumulan energía; cultivos de algas para experimentar y para producir energía; energías alternativas –microeólica, solar, geotérmica...

Con Tecnalia y Telefónica como partners tecnológicos de sostenibilidad y comunicaciones, elBulliFoundation abrirá sus puertas en 2014 con un equipo formado por unas 10 personas fijas y otras 15 por temporada. La mayoría serán
cocineros, si bien habrá gentes de otras disciplinas “porque para innovar hay que dialogar”, comenta Adrià. Si elBulli fue un cambio de paradigma, elBulliFoundation también lo será.


Papilas gustativas
Que no cunda el pánico. En elBulliFoundation también se podrá comer. Aún no está definido de qué manera y Adrià explica que no habrá reglas fijas ni reservas. No quieren ataduras, “la misión de la Fundación no es dar de comer, sino crear”. Una creatividad que no será exclusiva para los restaurantes de alta cocina, sino para todos y, sobre todo, para aquellos que no dispongan de tiempo ni recursos para ello. Compartir es una palabra inserida en el lenguaje de Adrià.


Un proyecto para 20 años
“Mi futuro, para siempre, es elBulliFoundation y eso es magnífico”. Esta aseveración en boca de alguien como Adrià que tiene “el ego más que cubierto” y que dice que “ya no tenemos que demostrarnos nada”, suena como a definitiva. Y sí, parece que, por ahora, lo tiene bastante claro. “Este es un proyecto para 20 años y después se convertirá en un museo. Si somos capaces de crear un modelo que esté por encima de las personas, será fantástico”. ¿Alguna duda?


 

AÑADIR COMENTARIO

0Comentarios