BookStyle | Guía de lujo en Barcelona y Madrid
       
Ver también:
 Volver

Casa Milà · La Pedrera
Arquitectura civil

Gaudí emprendió la construcción de la Casa Milà cuando estaba en el cénit de su carrera: había comenzado la Sagrada Família y el Parc Güell y acababa de terminar la Casa Batlló. Sus tres deslumbrantes fachadas se integran en una sola gracias al oleaje que forman los volúmenes curvos y las barandillas de los múltiples balcones. En 1912, al finalizar su construcción, los barceloneses la bautizaron como “La Pedrera”, denominación despectiva, reflejo de la incomprensión de la época. El aspecto de La Pedrera que más impresiona a los arquitectos es la estructura interna que Gaudí resolvió mediante un complejo entramado de pilares que sustituye a los tradicionales muros de carga o paredes maestras.

Datos de contacto:

Provença 261-265